¿Cómo ser un emprendedor social?

Ser un emprendedor social sin morir intentándolo.
Emprendedor Social

¿Cuantas veces no has pensado en realizar obras que puedan favorecer a la sociedad en la que vivimos? Sin embargo nos ponemos a pensar, ¿cómo podremos llegar a crear nuestro propio negocio capaz de ayudar al mundo? Bueno en esta ocasión traemos para ti los retos y consejos que puedes seguir para comenzar a ser uno de los mayores emprendedores que pueden llegar a cambiar la visión del mundo, por supuesto sin descuidar tu salud física-mental.

Emprendedor Social

Cuando hablamos de emprendimiento social como un cambio de estilo de vida a través del amplio mundo de los negocios, nos referimos a la pasión y dedicación que tiene una persona por generar un alto impacto positivo en nuestra sociedad. Aunque no lo crean aun hoy en día existen individuos que desean aportar grandes acciones que logren dejar una huella en el mundo, sin embargo no todos logran llegar a este punto, muchos se quedan en una idea, o en algún proyecto, el cual se vio estancado en algún momento de su desarrollo, por lo tanto no se concluyeron, ¿A qué se debe esto?

Esto puede deberse a que no siempre se tiene una visión clara de los objetivos que deseamos llevar a cabo, por lo tanto cuando nos vemos apretados en algún momento del camino, no sabemos cómo resolverlo y caemos en la deserción, esto conlleva a una ruptura en el camino al éxito, por lo que te en esta ocasión te presentamos varios puntos que deberás tomar en cuenta para no desviarte de tus objetivos y consigas convertirte en un gran emprendedor que esté dispuesto a cambiar el mundo en el que vivimos, por medio de acciones que favorezcan el crecimiento personal pero sobre todo laboral.

Retos y consejos con los que te enfrentaras en el camino del emprendimiento social:

1.- Mantener la perspectiva de tu empresa:

En este punto nos referimos a que no debes dejar de lado el objetivo principal de tu empresa, intenta reconocer todo lo bueno así como las situaciones que no han salido del todo bien, esto te permitirá darte cuenta de hasta dónde has llegado, dándote una visión más clara de lo que falta por hacer. No olvides siempre reconocer el esfuerzo que has obtenido mientras récores este camino al éxito, sin embargo toma en cuenta a tus colaboradores, pilar importante en tu empresa que te han estado apoyando tanto en las buenas como en las malas, este vínculo de confianza te brindara grandes beneficios, puesto que a mayor motivación de los integrantes de tu equipo de trabajo, mayor será la producción, no puedes simplemente exigirles o tenerlos siempre en su respectiva actividad, intenta darles la oportunidad de expresar sus ideas, pensamientos o recomendaciones, que podrán favorecer mejor la visión de tu empresa. No solo des órdenes y te des el crédito a ti mismo, apoya a tus colaboradores para que logres progresar de manera positiva en este mundo tan competitivo.

2.- Comienza a ser una persona proactiva y participativa:

El ser proactivo te beneficiara de manera positiva, puesto que te ayudará a anticiparte a los posibles problemas con los que podrías enfrentarte en el camino al éxito, participa de manera un tanto profunda con tus colaboradores, aprende a ceder responsabilidades a otros para que tú puedas involucrarte aún más con la realización de tus proyectos. Permítele a los integrantes de tu equipo ocuparse de cosas que no tengas gran relevancia, sin embargo te están deteniendo para que puedas seguir creando nuevos proyectos, así como analizando las posibles barreras que puedes encontrar en el camino, esto claro sin olvidar darte un pequeño respiro de tanto trabajo que estas cargando, mismo que terminara por agotarte, causándote problemas de salud graves, los cuales podrían ser otra barrera para llevar a cabo tus objetivos, es importante ser proactivo, pero al mismo tiempo debes aprender que no eres un superhombre que puede con todo.

3.- Intenta darte un respiro de vez en cuando:

Como se mencionó anteriormente, es bueno dedicarle tiempo a tu empresa, sin embargo en ocasiones las personas sueles centrarse tanto en una sola cosa que descuidan lo más importante, que es la salud, ser activo y participativo en tu empresa te ayudara mucho para alcanzar el éxito que deseas, pero el tomarte un poco de aire fresco o un momento de reflexión y cuidado de tu persona, también es parte fundamental para convertirte en un empresario exitoso con grandes logros en el futuro. Por lo que no te vendría descansar y retomar tus actividades con una mente fresca, descansada pero sobre todo con nuevas ideas. El salir con tu familia, amigos o personal de trabajo de vez en cuando te permite darte cuenta de las situaciones que te rodean, porque en muchas ocasiones nos centramos tanto en una idea, sin permitirnos ver a nuestro alrededor lo que está sucediendo hoy en día, que nos convertirá en una empresa que sigue las mismas ideologías que todos, permítete un respiro y observa a tu alrededor, eso te ayudara a mirar aún más allá tus objetivos, incluso podrías encontrar una nueva visión la cual puedes implementar a los objetivos de tu empresa.

4.- Trata de ser una persona segura y decidida:

En ocasiones el arduo trabajo nos llenará de estrés o frustración por no saber cómo salir de alguna situación, sin embargo esto no es motivo para que nos demos por vencidos, intenta recordar los fracasos que has tenido y como los has podido superar, esto te dará la motivación que necesitas para seguir adelante con estos problemas que han surgido. Comienza por sentirte seguro de ti mismo, pero sobre todo aprende a ser una persona decidida sin el miedo constante de decir “y si no funciona” o “qué tal si sale mal” estos pensamientos no te dejaran avanzar en el camino del éxito, si tomas una decisión es porque así lo has puesto, no hay vuelta atrás, para esto es necesario que no solo tomes una decisión rápida, analízala, observa las posibles limitantes o variantes que pueden surgir en tu empresa antes de tomarlas, una vez analizado todo el campo, siéntete seguro de ti mismo, de tus compañeros o colaboradores para llevar a cabo dicha decisión. Un consejo que te damos es, cuando estés a punto de tomar algún riesgo, no solo confíes en tu criterio, ten fe en tus compañeros de trabajo, todos y cada uno de ellos poseen habilidades diferentes que pueden ayudarte a salir de alguna situación, sin mencionar que sin ellos no hubieras podido llegar hasta donde estas en este momento.

En la vida nos encontraremos con dificultades pero si sabemos vencerlas lograremos tener éxito pero sobre todo cada experiencia, fracaso o momento de decepción nos crea un conocimiento esos conocimientos nos harán crecer como personas exitosas.

Categorías
Motivación

Lic. en Tecnologías de la Información, emprendedor de negocios online desde los 19 años de edad.

RELACIONADO POR